Aprende a crear una app para Android o iPhone en minutos

El proceso es prácticamente automático

Hemos visto en muchas ocasiones cómo la tecnología nos facilita el día a día en muchos ámbitos. Tanto el hardware como el software evolucionan para que tareas que años atrás eran complejas estén al alcance de cualquiera.

Un ejemplo, del que he hablado con anterioridad, es la tarea de crear una app para Android, iPhone u otra plataforma. Para empezar, crear prototipos interactivos y funcionales ya es posible directamente desde el navegador.

Lo mismo ocurre con el diseño, creación y publicación de una aplicación móvil completa mediante plantillas y módulos programados para funcionar desde el minuto uno. Hemos visto ejemplos como Windows App Studio, de Microsoft o AppsBuilder.

Hoy vamos a hablar de King of App, otro ejemplo que hace que programar ya no sea un requisito indispensable para disponer de tu propia aplicación móvil. En unos pocos minutos y siguiendo las instrucciones en pantalla, podrás crear una app para Android o iPhone preparada para ser publicada en Google Play o en App Store.

King of App, que ya de por sí tiene un nombre destacable, se autodenomina “el WordPress para Apps”. WordPress es un CMS, un gestor de contenidos que permite montar no sólo un blog si no una página web completa gracias a su facilidad de uso y de instalación (prácticamente automática) y a su interminable lista de plugins que añaden funciones nuevas.

Así pues, King of App viene a decirnos que permite crear una app para Android o iPhone de una manera tan sencilla como poner en marcha un blog o una página web mediante WordPress. Veamos si es así.

Primeros pasos

Como es habitual en la gran mayoría de servicios online, el primer paso consiste en darnos de alta. Sólo tenemos que indicar nombre, apellido, correo electrónico y una contraseña para King of App.

Tras validar el correo a través del mensaje que recibiremos, ya podemos ponernos manos a la obra.

Tal vez porque lo acabo de mencionar, al empezar con King of App el diseño de su interfaz me recuerda vagamente al de WordPress. Si estás familiarizado con éste, tratar con King of App es una ventaja más.

La herramienta de creación de aplicaciones se basa en plantillas. Algunas son gratuitas pero otras de pago. Puedes realizar una búsqueda por palabras clave o filtrar por plantillas más populares, profesionales, las más puntuadas, de más barata a más cara o viceversa o filtrar por puntuación, autor o categoría.

Podemos empezar con una plantilla gratuita para nuestro primer proyecto. Si en el futuro buscamos algo más complejo que ya venga prácticamente montado, podemos optar por una plantilla de pago echando un vistazo antes a la demostración, disponible en todas las plantillas. Así nos haremos una idea de en qué consiste.

Diseño modular

Una vez nos hemos decidido por una plantilla, ya podemos personalizarla cambiando la configuración por defecto y añadiendo y organizando los módulos según nuestras necesidades.

Siguiendo con el símil de WordPress, desde el panel de la izquierda tenemos acceso a todas las opciones disponibles en King of App, como funciones y servicios de la app, el aspecto que tendrá, opciones de administración y un menú dedicado a la publicación de la app en la tienda oficial.

Los módulos son piezas fundamentales de nuestra futura aplicación, ya que cada módulo añade una función: mandar un correo electrónico, realizar una llamada, mostrar un mapa meteorológico, realizar una búsqueda, mostrar el calendario de Google, reproducir vídeos o audios, mostrar un menú de opciones…

Entre los módulos encontrarás la integración de servicios populares como Facebook, YouTube, Vimeo, Instagram, Google Maps, Google Calendar o Twitter, entre otros.

Lo mismo ocurre con los servicios, si bien van enfocados a temas internos como Google Analytics para tener datos de uso de los usuarios, el envío de notificaciones y la integración de publicidad.

En el apartado de Look and feel podemos recrearnos con nuestro propio material gráfico y así darle un toque personal. Por otro lado, podemos seleccionar temas prediseñados. Como ocurre con los módulos y las plantillas, los hay para todos los gustos, de pago y gratuitos.

Listo para publicar

Una vez la aplicación está terminada, ya podemos publicarla. Bastará con rellenar los campos del formulario que encontraremos en Admin, imprescindibles para que Google Play o App Store vea en qué consiste nuestra app y si cumple los requisitos de publicación.

En segundo lugar, tendremos que compilar la app. Si bien el proceso de creación es gratuito, compilar y publicar la aplicación resultante requiere un desembolso.

Aun así, es de agradecer que King of App permita guardar el código fuente de la aplicación para compilarlo por nuestra cuenta y publicar la app resultante por nuestra cuenta.

Dicho esto, ¿cumple King of App con sus promesas? La respuesta corta es sí. Si quieres hacer una buena app, necesitarás algo más que unos pocos minutos, pero la herramienta cumple con su cometido, facilita prácticamente todos los elementos que necesita tu aplicación y te permite personalizarla para que sea más tuya que de King of App.

Fuente | Hipertextual

Deja un comentario